Asegúrate de que tienes acceso a Internet. En el caso de los dispositivos iOS, comprueba que los datos celulares están activados y que ves la indicación 3G/4G.

En el caso de los dispositivos android, asegúrese de que no está conectado en el inicio de sesión al Wi-Fi de la cámara, y que está conectado a una red con acceso a Internet.